Monoplazas más veloces y más difíciles de conducir: así son los coches de las escuderías de Fórmula 1 para 2017

0
331

Las velocidades de infarto que alcanzan los monoplazas en la Fórmula 1 requieren, además de la pericia y lo que decidan pisar el pedal los pilotos, del ingenio de los ingenieros para que los coches sean lo más veloces posibles bajo la normativa de cada temporada. Presentada ésta y a poco de iniciarse el campeonato de este año (26 de marzo en Melbourne, Australia), las escuderías ya han presentado sus propuestas y este año en F1 veremos coches más largos, más anchos y con neumáticos más grandes.

Los equipos aún no han acabado de mostrar todos los ases que guardan en la manga (aunque siempre hay alguno más descarado en este sentido), pero ya podemos ver los cambios que sí o sí los ingenieros han tenido que aplicar. Finalmente los equipos rechazaron el halo de seguridad que la FIA probó, pero vemos formas muy curiosas y morros para todos los gustos para controlar toda la aerodinámica y los vórtices. Vamos a calentar motores viendo los cambios de cada equipo.

Motores congelados para unos coches de han de correr más

La nueva normativa se acordó en 2016 con los objetivos de reducir costes para los clientes, la obligatoriedad de proveer motores a todos los equipos y la desaparición de los tokens. Los motores se congelaron en cuanto a potencia manteniendo los V6 Turbo, pero con la novedad de que los fabricantes podrían trabajar en sus unidades de potencia a lo largo del año sin restricciones (eso sí, con vistas a reducir el precio por las unidades de potencia en un millón para 2017 y en tres millones para 2018).

Según la FIA el objetivo es lograr monoplazas más veloces y más difíciles de conducir

De ahí que en el nuevo reglamento para la temporada 2017 haya un apartado dedicado a los cambios en las unidades de potencia por equipo, así como en dimensiones y peso. Según la FIA el objetivo es lograr monoplazas más veloces y más difíciles de conducir, esperando una reducción del tiempo por vuelta de entre 3 y 5 segundos, para lo cual tendrán que cumplir sin excepción:

  • Neumáticos: han de ser un 25% más anchos que la temporada pasada, también con diámetro mayor (para aumentar el agarre y la ganancia aerodinámica).
  • Alerón delantero: con unas ruedas más anchas el coche es mas ancho y también ha de serlo el alerón (pasando a 1,8 metros), que además en vez de ser horizontal ha de tener un ángulo (forma de obligatorio cumplimiento).
  • Alerón trasero: ha de estar a una altura menor que en 2016 (a 80 centímetros) y, como el delantero, ser más ancho (90 centímetros).
  • Difusor: incrementando la altura y el ancho se consigue más potencia. Peso máximo: 722 kilogramos + neumáticos (20 kilogramos más que el año pasado).

Tomado de Xataka.com

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here