166 niños quemados con pólvora en diciembre

0
298
En lo que va de diciembre, 166 menores se han quemado en accidentes con pólvora en el país. Los departamentos con más niños quemados son Antioquia (25), Valle (15), Cauca (12) y Nariño (11). A pesar de este drama, y si la tendencia se mantiene, 2016 podría ser un año con menos personas quemadas con pólvora.
Puntualmente, en la noche del 24, hubo 13 niños quemados. En 2015, hubo 60, por lo que se presentó una reducción de 78 %. Además, hubo 23 adultos lesionados en el país, en 2015 se presentaron 137.
Según el boletín que el Instituto emitió ayer al mediodía, en este diciembre van 332 personas quemadas con pólvora siendo los departamentos de Antioquia, Valle, Nariño, Caldas, Atlántico y Quindío los que han reportado mayor cantidad de casos. La reducción de quemados es de 33,1% ya que el año pasado en los primeros 25 días, se reportaron 496 personas quemadas. Además, hay departamentos que continúan con cero quemados como Chocó, Putumayo, San Andrés y Vaupés.
También se presentó una reducción en menores lesionados, ya que según el INS, en este mismo periodo en 2015 hubo 218 menores quemados, es decir, este año hay 52 niños menos quemados.
El viceministro de Salud (e), Luis Fernando Correa, considera que estas cifras representan una oportunidad para seguir mejorando en las campañas de prevención. En diálogo con EL COLOMBIANO, Correa entregó su diagnóstico parcial. Destacó que efectivamente hay una reducción de quemados en el país, pero que hubo unos días puntuales en los que hubo un repunte.
“Para los días de inicio de novenas se observó un incremento del 71 % en relación con los mismos días del año anterior. Las diferencias no son significativas por lo cual no podríamos afirmar que hemos mejorado”.
¿Hasta qué punto han servido las campañas de prevención de uso de pólvora?
“Aunque el número de casos reportados es menor, las campañas parecen no ser suficientes. Las cifras actuales demandan esfuerzos adicionales por parte de la toda la sociedad”.
¿Cuál es la estrategia que ha planteado este Ministerio?
“El Ministerio de Salud, el Instituto Nacional de Salud, el Icbf, la Policía Nacional y la Defensoría del Pueblo vienen realizando un trabajo coordinado. Desde el Ministerio resalto la publicación de la Circular Externa 047, para la vigilancia, prevención y atención de las lesiones ocasionadas por el uso de la pólvora”.
¿Cuáles cifras se mantienen en el transcurso de los años?
“Antioquia, Valle del Cauca, Bogotá y Cauca todos los años ocupan los primeros lugares. Del 1 al 21 de diciembre del presente año, dichas entidades territoriales concentraron el 40 % de las lesiones”.
¿A qué le atribuye su uso?
“La disponibilidad del material, asequible a todos los bolsillo, sumada a la falta de conciencia frente a su peligrosidad aumenta la exposición a este riesgo”.
¿Qué recomienda para el departamento de Antioquia?
“Se deben ampliar las campañas de concientización respecto al riesgo del uso de la pólvora; invitar a la ciudadanía a ser vigilantes de este tipo de conductas; fortalecer los controles respecto a la venta de artículos pirotécnicos, en especial, a menores de edad y a personas en estado de embriaguez”.
¿Existe algún país que haga un uso similar de la pólvora?
“Solo la India y algunos países asiáticos tienen un comportamiento similar, aunque no tienen un sistema de vigilancia como el colombiano”.
Parece que la pólvora en Colombia se comercializa sin mayor control…
“Actualmente se cuenta con la normatividad que parte de la Ley 670 de 2001 con la cual se regula la producción y fabricación de estos productos. En esta norma está totalmente prohibida la venta de artículos pirotécnicos a menores de edad y a personas en estado de embriaguez”.
Sin embargo, parece que no es suficiente…
“Se está trabajando en un proyecto de ley para que las autoridades nacionales y departamentales tengan mayores herramientas de control”.
¿Qué áreas hace falta intervenir para seguir reduciendo el número de quemados?
“Se ha venido trabajando en la concientización del riesgo por la manipulación de estos productos y también en los mecanismos de control habituales en la cadena de fabricación, almacenamiento, transporte, comercialización y manipulación. Es allí donde los esfuerzos se deben concentrar”.
TOMADO DE EL COLOMBIANO

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here